¿Qué es lo peor que puede pasar?

¿Qué es lo peor que puede pasar?


Si estás desempleado o a punto de estarlo, y has llegado hasta este blog buscando orientación, pues mi primer y mejor consejo es que no entres en pánico… Piensa un momento, ¿qué es lo peor que puede pasar? [aquí se supone que haces una pausa y reflexionas]… ¡lo ves! …lo peor que puede pasar no es tan malo como para tener que actuar movido por el miedo, pues eso que ves tan catastrófico en realidad no lo es tanto y menos aún si le das la importancia que le corresponde.

No nos engañemos, las cosas están mal y se van a poner peor, pero no es momento de echarse a llorar, y mucho menos de tener miedo a lo que viene. Más bien es hora de distanciarse de los acontecimientos (si, leíste bien, “distanciarse”) y de centrarse en las cosas importantes que hay que hacer.

Así que coloca la situación en el contexto adecuado y no te dejes influenciar por lo que diga la prensa, pues ellos viven de magnificar las noticias y de convertirlas en “amarillas”. Si piensas con serenidad y luego actúas con reflexión, obtendrás mejores resultados que precipitándote… recuerda que precipitarse es sinónimo de caer.


Dicho esto, mi segundo consejo es trabajar duro y salir de una vez por todas de la zona de confort a la que te habías acostumbrado. ¡A ver!, es una crisis… ¿qué estás esperando? ¿a que venga papá gobierno a resolverte los problemas? pues eso no sucederá. Para salir con buen pie de esto, has de estar consciente de que trabajarás el doble para recibir lo mismo... ¿o es que querías seguir tan cómodo como antes y a la velocidad del mínimo esfuerzo? Lo siento pero eso se acabó, al menos por ahora, y hasta que podamos volver a las mismas condiciones económicas de hace dos ó tres años.

Sobre todo no imites a los demás, y ponte a trabajar… no es una competición de habilidades sino de resistencia, así que aguanta y conviértete en el mejor haciéndolo. Si ves que la cultura actual no te permite avanzar y te mantiene aún ensimismado, pues deséchala y cambia de cultura, es hora de madrugar y de esforzarse y también de empezar a moverse hacia nuevas conductas y eliminar antiguos paradigmas. Puede que la crisis precipite el cambio generacional y con ello un cambio radical de mentalidad, así que lo mejor que puedes hacer es prepararte para cambiar con ellos.

Por último, te aconsejo que veas todo esto como una prueba; esta actitud te dará la oportunidad de probarte a ti mismo y de finalmente saber de que tipo de “madera” estás hecho/a. Las pruebas hay que superarlas, y por experiencia te digo que se puede aprender mucho de ellas. Por suerte esta prueba no durará mucho (eso creo) y más temprano que tarde verás que el empeño que pusiste en mantenerte firme, valió la pena.
DESCRUBRE ARTíCULOS SIMILARES
Compártelo
¿Te gustó el artículo? Suscríbete para recibir contenidos similares
Tranquil@ no enviamos spam, sólo contenido de valor.

19 pensamientos sobre “¿Qué es lo peor que puede pasar?

  1. yoriento

    Hola SM, en este caso, y sin que sirva de precedente estoy en profundo desacuerdo, así que vamos al debate¡ 🙂

    Creo que la inmensa mayoría de los trabajadores sufren de una precariedad laboral que se está convirtiendo en estructural, con o sin crisis. Así que mi perspectiva es que las soluciones no pasan por salir de supuestos posicionamientos pasivos en zonas de confort, sino en seguir sobreviviendo en un contexto de disconfort permanente.

    Ahí dejo eso¡ 😉

  2. Senior ManagerSenior Manager Autor del artículo

    Hola Yoriento, pues yo también estoy en desacuerdo con tu postura, así que allí va esto:)
    Primero que nada no creo que exista precariedad laboral, pues trabajo hay, y si los tipos de contrato son precarios ya eso es un problema legislativo, pero no estructural… creo que más bien hay precariedad cultural, pues tanto empresarios como trabajadores viven y comulgan bajo una misma posición de indiferencia mutua, en donde pareciera que se compite por ver en que forma se puede “machacar” más al otro. De allí surge lo que tu llamas precariedad, pues nadie se arriesga y entonces se toman medidas extremas para minimizar los riesgos y como el empleado está más protegido por la ley, pues el empresario hace precario el empleo, pero en este toma y dame las causas siguen siendo culturales.

    Como complemento, habría que ver contra cuál entorno podemos comparar la supuesta precariedad laboral, y comprobar si realmente la podemos llamar así, porque eso que se considera precario aquí, en otros países lo llaman pleno empleo.

    Por otro lado, la gente se acostrumbró a lo bueno y ya no quiere perder ese confort conseguido, en el que se sienten tan bien. Por si fuera poco, también tenemos falta de variedad laboral, pues hasta ahora en España sólo había un número limitado de perfiles y ofertas, pues nos hemos dedicado a explotar sólo tres o cuatro sectores de lleno sin ver el potencial de otras áreas y eso para mi también forma parte del confort.

    Si la fuerza laboral española tuviera la disposición de cambiar y adaptarse a las nuevas condiciones laborales que van surgiendo con la misma rapidez con que estas suceden, sencillamente no habría crisis. Pero es tan cómodo ir al paro y esperar a que pase el temporal ¿no?
    SM

  3. Senior ManagerSenior Manager Autor del artículo

    Hola Gabriel:
    No puedo estar más de acuerdo contigo y no lo llames llorar, pues tu opinión es muy válida… A veces me alegro tanto de haber pasado por las severas crisis económicas-sociales-laborales que viví en Venezuela y por los descalabros laborales que evidencié en México… En retrospectiva, creo que fue una gran experiencia, pues me ha permitido comparar y darme cuenta del verdadero valor de las cosas cuando las tienes.
    Slds
    SM

  4. Senior ManagerSenior Manager Autor del artículo

    Hola Jaime:
    Es bueno tenerte tan segudo por aquí… gracias por dejar tu breve pero clara opinión.

    Yoriento…sorry budy!!
    Senior M. = 3
    Yoriento =1

  5. amalgamadeletras

    Llevaba algún tiempo algo ‘desenganchado’ y me encuentro que tienes nueva casa, y la impresión es estupenda… Por cierto, la cabecera parece sacada de una película de James Bond o de un disco de un consolidado grupo de rock. Mis felicitaciones.

    Nos leemos.

  6. Javier Llinares

    Yo estoy de acuerdo con Senior Manager en términos generales. Desde luego el miedo no conduce a nada, y si hay que tener miedo debe ser a uno mismo, a no saber reaccionar, a no encontrar donde se puede aportar valor.

    El mercado esta lleno de oportunidades y de necesidades, se van a necesitar personas que quieran cubrirlas.

    Lo que no se va a necesitar, probablemente se tarde mucho en entrar de nuevo, en la espiral de compañias plagadas de personas que no aportan valor, que no suman, sino que restan, que saben delegar, que saben controlar, que van a reuniones, que … en definitiva que hacian cosas que a los clientes no les aportaba nada.

  7. Xacir D

    ¿a que venga papá gobierno a resolverte los problemas?

    Me gusta esta frase!!!
    Lamentablemente, eso esta en la idiosincracia del latinoamericano! en la Actualidad se ha reducido el desempleo en Venezuela por 3 factores:
    1.- El cambio en el sistema de medición del desempleo, si tu trabajaste 1 hora en la semana quiere decir que estas “ocupado”
    2.- Las misiones sociales, aquellos que participan en ella reciben la mitad del salario minimo, sin mas ni mas, y aquellos que estan dentro de ellas se consideran poblacion estudiante.
    3.- La emigración de muchos profesionales preparados a otras latitudes, ya no es extraño toparse con un Venezolano en cualquier lugar del Mundo.

    Lo mejor al momento de estar desempleado es invertir en uno, el secreto es que uno es “su propio negocio” y necesitas ventajas comparativas sobre otros!, asi que lo ideal es si sobra tiempo libre, especializaciones, cursos, que pueden dar esa luz al final del tunel!

  8. Jose Miguel Bolivar

    Bueno, pues yo también voy a estar esta vez de acuerdo con SM, aunque ya ha habido y supongo que seguirá habiendo precedentes 😉

    Los españoles somos funcionarios de corazón, dicho con todo el respeto a los funcionarios (hay varios en mi familia), y siempre esperamos que papá estado venga a solucionarnos el futuro.

    Gran oportunidad esta para madurar.

    JM

  9. Sergi Verge - "Diario de un inmobiliario"

    Me gusta tu post, SM,
    hablas claro y al mismo tiempo es motivador.
    Soy asesor inmobiliario y en mi caso es cierto que durante los últimos años estábamos muy bien acostumbrados. De hecho no vendía pisos, los “despachaba”. Ahora me toca trabajar muy duro para conseguir resultados muy inferiores al pasado. Sin embargo, acepto la prueba y la oportunidad de conocer también la otra cara de la moneda. Espero salir reforzado, al menos como persona y como profesional.
    Un saludo.

  10. Senior ManagerSenior Manager Autor del artículo

    Hola Javier:
    Muy acertada tu apreciación del entorno laboral, y muy cierto que el mercado está lleno de ofertas, pero la gente no quiere cambiar todavía su statu quo, pero pronto deberán hacerlo.

    Hola Xacir:
    A mi me gustó la tuya: “Lo mejor al momento de estar desempleado es invertir en uno, el secreto es que uno es “su propio negocio” y necesitas ventajas comparativas sobre otros!,”
    La verdad es que conozco de cerca la situación laboral de Vzla. y no dejo de coincidir contigo en que es injusta y deplorable… ojalá puedan salir pronto del lastre que los está deteniendo desde todo punto de vista… Suerte con eso.

    Hola JM:
    Nunca mejor dicho lo de “funcionarios de corazón” …este es uno de los pocos países del mundo en donde los niños de grande quieren ser funcionarios… es todo un paradigma.

    Hola José Luis:
    vale, cualquier aclaratoria me avisas

    Hola Sergi:
    Lamento tu situación, pero como he dicho en otras oportunidades, era previsible. Lo importanete es que asumes bien los hechos y eso te condiciona bien para el futuro. Si te puedo echar una mano con el CV u orientarte en algo más me avisas.

    Slds
    SM

  11. Odilas

    Las dos posiciones conviven en nuestra realidad laboral. Lo que es un error es generalizar que, en apariencia es lo haces SM y cia.
    El mercado está lleno de posibilidades, antes y ahora. Gandules hay en todas partes, antes y ahora, pero no todos los desempleados salen de una zona de confort o no madrugaban (ya entiendo que no es literal) o no se esforzaban.
    La baja competitividad de nuestras empresas se debe a muchos factores y responsabilizar exclusivamente a los trabajadores es como mínimo sesgado. Ha faltado inversión, formación, cualificación, políticas de empleo, liderazgo político y liderazgo empresarial en la gestión de personas y su talento, miradas cortoplacista a cuentas de resultado y falta de proyecto a largo plazo, entre otras cosas.
    En fin, soy de las que creo en el potencial de las personas, pero necesitan un entorno donde florecer y eso es responsabilidad d todos.
    No obstante, suscribo tu último párrafo absolutamente. Qué diplomática que soy eh? 😉

  12. Senior Manager

    Hola Odilas:
    Si, la verdad es que siempre has sido muy diplomática y por eso me gustan tus intervenciones pues contrastan con las mías.
    Fíjate que no creo estar generalizando, pues aquí la gente no ha estado madrugando, y lo de madrugar es como bien dices un decir (no literal), orientado hacia el facilismo de tener todo casi hecho. Y si ha faltado inversión, formación, cualificación, políticas de empleo, liderazgo …etc. no sólo es culpa del gobierno sino de los que no lo hemos exigido apropiadamente, es lo de siempre, echarle la culpa al gobierno y las instituciones, cuando la responsabilidad es individualmente colectiva (valga el oxímoron).
    Por otro lado no creo que mi post afecte el potencial o el talento de las personas, ya que queda intacto e implícito…sino más bien el conformismo y la auto complacencia, que son las condiciones netamente humanas y son las que han florecido dentro del clima de facilismo en el que hemos estado inmersos por tanto tiempo.
    Bueno Odilas, (thanks for comming!!) como siempre haciéndome reflexionar sobre lo reflexionado.
    SM

  13. Sandra

    Desde hace unas semanas mi situación laboral es ambigua. No sé si voy a continuar trabajando en la misma organización o no; a la espera estoy para que me confirmen una cosa u otra.
    Podría pensarse que la incertidumbre se ha instalado en mi durante estas semanas. Nada más lejos de la realidad: le dí la vuelta y me lo tomé, y me lo sigo tomando, como una oportunidad.
    Una oportunidad para reflexionar sobre qué quiero ser de mayor, que quiero ver cuando mire hacia atrás. Es una oportunidad para tomar decisiones importantes, después de la reflexión, para formarme y reciclarme en aquello que me interesa.
    En fin … ¿zona de confort? … y ¿esto qué es? :-)))
    Hay que pensar y luego actuar, sin prisa pero sin pausa, usando el sentido común y el propio criterio y, sobre todo, mirar al frente para luego, al final, poder mirar hacia atrás.

  14. Senior ManagerSenior Manager Autor del artículo

    Hola Sandra:
    Aunque no lo creas, estoy en una situación similar a la tuya y es la tercera vez que la vivo, así que comparto tu optimismo, lo mejor es darle a todo su justo valor y una oportunidad siempre es algo positivo.
    SM